Almacenaje en la cocina: organizadores de fiambres para nevera

Los organizadores de fiambres de nevera, consiguen dar respuesta a esa eterna preocupación por poder erradicar definitivamente el caos existente en el frigorífico, y es que no siempre resulta sencillo aquello de conseguir optimizar el espacio y lograr que todos los productos se encuentren dispuestos de manera ordenada y mejor aún, de acuerdo al requerimiento de temperatura que puedan llegar a tener.

Las fiambreras para el frigorífico

Cuando se habla de fiambrera se hace referencia a aquel recipiente, usualmente de plástico, cuya utilidad se concentra en la conservación de alimentos, especialmente los que se han cocinado previamente.

Por lo tanto, las fiambreras para el frigorífico se definen como envases que por su material durable y resistente se establecen como alternativas de almacenamiento que, como medida adicional, contribuyen a la pertinente conservación de bebidas y comestibles que se ubican en medio dominando por el frío.

Alternativas en organizadores de fiambres para nevera

  • Fiambreras apilables con tapa: sin duda una de las mejores opciones, ya que, al contar con tapa, se elevan las posibilidades aislar al máximo sabores y olores que puedan interferir con la calidad de la preparación original. Resistentes y duraderas, pueden apilarse para que ocupen una menor cantidad de espacio, se pueden usar para guardar cosas en el congelador.
  • Fiambreras herméticas: a partir de un diseño modular y apilable, estas fiambreras pueden utilizarse también por separado. No solo van a ahorrar espacio, al ser herméticas impiden que olores externos contaminen el contenido, debido a que son transparentes, todo queda a la vista, lo cual es una gran ventaja.
  • Juego de fiambreras sin tapa: sugeridas para frascos, yogures, frutas y pastas, estas fiambreras se consiguen en sets bajo la promesa de tener una gran capacidad de almacenamiento. Son aptas tanto para la nevera como para la despensa, lo que las hace multifuncionales y con una gran adaptación a los variados espacios donde puedan requerirse.
  • Bandeja porta embutidos: si se trata de la perfecta conservación de los embutidos, este tipo de fiambreras pasan a ser los recursos perfectos para impedir un deterioro antes de lo previsto. Una ventaja de este producto, es que se puede usar como bandeja para llevarlo directamente a la mesa.
  • Fiambreras con compartimientos: son contenedores con las correspondientes divisiones para poner en uno solo alimentos distintos sin que se mezclen. Son apilables y tienen la virtud de que sirven para transportar refrigerios.

Sugerencias para evitar que la comida se contamine en la fiambrera

Si se toma la decisión de preparar los alimentos y llevarlos en la fiambrera a la nevera, es porque realmente se busca que se conserven hasta el momento de ingerirlos, sin embargo, este objetivo muchas veces no se cumple y no es precisamente porque el recipiente sea defectuoso.

Así por ejemplo, lo recomendable es guardar las ensaladas sin ponerles aderezo, lo mismo que esperar a que la comida tome temperatura ambiente para poder llevar la fiambrera a la nevera y que lavar muy bien los alimentos crudos antes de introducirlos en estos recipientes.

Deja un comentario